Mi Vida con un TDAH

Llegó el día. Llevo mucho tiempo rumiando esta idea, pero el respeto y el miedo a desnudar el alma me lo impedían. Desde que escuché por primera vez la palabra TDAH, desde que empecé a bucear por el mundo en busca de libros, especialistas y teorías (lo llevo en la sangre, cuando me enfrento a un reto procuro documentarme) me rondaba por la cabeza darle una vuelta y transformar lo aprendido en una historia viva, para mí un blog no es más que eso, la vida compartida. No me atrevía. El respeto a todos aquéllos que juegan con las palabras me ha frenado siempre. ¿Quién soy yo para enarbolar una bandera de escritora?

Así que para empezar, pido perdón a todos a los que les horrorice lo que hago. Ni Cervantes, ni Pulitzer, ni Nobel, ni Goncourt… sólo escribo desde el corazón, con la única intención de compartir mis experiencias y de encontrar compañeros y compañeras de viaje en una guerra que, ya lo he dicho por ahí, se me antoja interminable y maravillosa al mismo tiempo.

Pido perdón también a mi príncipe. Sí, porque soy de la generación que creció entre los cuentos de hadas y princesas de Charles Perrault y las duras historias de Andersen. Crecimos pensando que en algún lugar del mundo había un príncipe para nosotras. Quizá sea verdad. Yo lo tengo, tiene ocho años y con él aprendí el verdadero significado del amor. Cuando eres madre dejas de ser la primera en la lista. Muy cursi, ya lo sé, pero a ver si por ahí fuera alguna piensa lo contrario. Le pido perdón, repito, porque la esencia de este blog no tendría sentido sin él. Me disculpo, porque pretendo compartir nuestras experiencias y no tengo su permiso. En cierto modo me siento una intrusa. Espero que cuando sea capaz de leerlo sepa que todo lo que he hecho es porque es la persona más importante en mi vida.

mividaconuntdah_1

Terminamos felices la visita al Monasterio de El Escorial.

Quiero dar visibilidad al TDAH de otra manera. No quiero entrar en peleas, si existe o no. Quiero demostrar que si sabes como funciona su mente les apasiona estudiar. Quiero quejarme porque tengo un hijo especial, empático, imaginativo, creativo, sensible, un maestro de la oratoria (para su edad) que no aprende como los demás. Mi príncipe, a sus ocho años, lee mal y escribe regular, se come vocales, junta palabras, confunde letras, se le caen de la línea…  Dibuja fatal y aún así es capaz de crear unos cómic, unas batallas galácticas que te dejan sin habla, pero ‘no cubre los objetivos’. De manera que lo que está aprendiendo en la clase de Arte es que la imaginación no vale si no eres capaz de dibujar y colorear sin salirte. Y yo me pregunto, de todos esos compañeros que superan objetivos, ¿cuántos de ellos han pisado el Prado? ¿Cuántos saben que ‘La Mona Lisa’ tiene una ‘hermana’ en Madrid y que la diferencia entre una y otra es que la madrileña tiene cejas? ¿Cuántos saben que el niño que juega con el perro en ‘Las Meninas’ se llama Nicolasillo? ¿Cuántos te dirían que les encanta el cuadro ‘Los niños en la playa’ de Sorolla? ¿Cuántos son capaces de pasar una tarde en El Escorial escuchando atentamente la visita guiada? ,¿Dónde se quedó en esos momentos la falta de atención?

El sistema educativo se empeña en tratar a todos los niños como una masa homogénea y no lo son. Cada uno está preparado para llegar a la meta por un camino distinto. Obligarles a ir por la autopista de la mayoría es matar su potencial, es acabar con su creatividad, su felicidad y su interés por aprender.

Así estamos en casa, repitiendo segundo de primaria, luchando por pasar la barrera de la lectoescritura al mismo tiempo que peleamos para que el sistema no pueda castrar la maravillosa imaginación y creatividad que rezuma mi príncipe.

76 Thoughts.

  1. Me ha encantado, Mila!
    Post tras post vas a lograr muchas metas para tu príncipe… y todo el resto de príncipes y princesas. Eso es esencial.
    Todos necesitan, merecen, tienen derecho a una igualdad de oportunidades. También -no faltaba más- o incluso especialmente en el ámbito educativo. Aunque no todos tienen una madre -o padre- coraje.
    Estos príncipes y princesas necesitan muchas cosas. Una muy propia de todo ser humano: autoestima, estima, amor.
    Estoy seguro de que cada post tuyo, escrito desde el corazón de madre, es un beso para él. Y en él, para quienes comparten su situación. Son besos para el príncipe encantado; y seguro que… encantador.
    Mucho ánimo en la travesía que inicias. Habrá oleaje, alguna tempestad y -seguro- días de calma, de vientos favorables, de horizontes despejados. Es la travesía (y la aventura) de la vida. Llegarás, firme el timón, con el príncipe a buen puerto. Será alguien lleno de sensibilidad -ya lo es- y absolutamente capaz de gestionar su vida, personal y profesional, “sintiéndose bien en su piel”. Lo merece. Y lo va a ganar. Gracias a su madre.
    Cuando lea el blog, ya maduro, sabrá cómo el coraje y la brillante pluma de una mamá periodista pueden escribir la palabra “amor” con tantas letras como las que vas a volcar en tu blog.
    Enhorabuena y muchas gracias por el regalo de tu blog

      • Hola Mila , por desgracia se lo que estas sufriendo tu como madre al ver a tu PRI CIPE como esta luchando en este sistema educativo que lo único que hace es hundir más a estos niños . Yo tengo también a un PRICIPE de 14 años , y te podría hablar mucho de lo que es estudiar 5 horas al día , tomar pastillas para dormir y ser llevarle a urgencias con un ataque de ansiedad y con una arritmia . Este octubre le cambie de colegio , a uno especial en TDA y por lo menos mi hijo ha empezado a tener vida , él y su familia . Me gustaría conocerte y verás que sin conocernos de nada hablamos de lo mismo . Un fuerte abrazó que como tú , seguiré luchando por mi PRÍNCIPE .
        Belén

        • Cuando tenga FB del blog te lo paso, de momento te meteré en mi envío de blog, te llegará al correo cada entrada. Tranquila, yo también soy inmigrante cibernética, esto es otro mundo. UN beso grande.

  2. Enhorabuena MIlagros por este blog y GRACIAS por compartir con todos los que tenemos la gran suerte de ser padres la pasión y la ilusión que ponemos en su educación. Enhorabuena también por “tu príncipe”.No dudes ni un segundo q

  3. Milagros, enhorabuena, por la prosa, por la intención de compartir pero sobre todo por el fondo del contenido y su objetivo final. Muchas personas, que ya tenemos una edad, en el sistema educativo actual hubiésemos tenido similares circunstancias en el amplio abanico de diferencias marcadas hoy. Te animo a que compartas y expongas porque entre mas se visiona con mas alcance y tu príncipe lo merece, siempre con la cautela de preservar lo suficiente su visibilidad. Suerte!!

  4. No se si existe el tdah. Pero si se que existe un sistema que estandariza a los niños. No te preguntes cuantos saben o han estado en… Pregutate cuantos tienen la fortuna de una familia y una madre como tu. El diagnostico no importa si tienen apoyo y comprensión. Me quedo por aquí con tu permiso, para aprender de ti. Un abrazo preciosa.

      • He llegado hasta aquí gracias a una amiga tuya y debido a la entrada de los grupos de WAs de padres. Tengo contigo en común, entre otras cosas, eso de haber traído al mundo a uno de esos príncipes que no encajan en el intervalo central de la Campana de Gauss.

        Cuando los vientos arrecian, y han arreciado mucho con mi “muete” como se dice por la Ribera, me viene a la mente invariablemente una frase que le oí a mi abuela paterna, dirigida a mi padre (su benjamín), allá en su casa tudelana cuando yo solo era una adolescente: “nueve hermanos pudisteis ser (refiriéndose a todos y cada uno de sus embarazos), y también os hubiera sacado a todos adelante”. Con un par. Pues eso.

        • En ello estamos, lo sacaremos adelante, siempre y cuando llegue el trabajo. Que no es que esté esperando a que caiga del cielo, pero por más contactos que tengo, esto es increíble… En fin, imagino quien es nuestra amiga común. Un beso grande y gracias por estar ahí.

  5. Mila enhorabuena ojalá yo hubiera podido saber como actuar cuando me entere de que mi hijo era TDAH yo tambien me documente e informe pero paso mucho tiempo hasta q
    Verdaderamente
    Entendí por lo que estaba pasando mi hijo y cual era la mejor manera de ayudarlo, yo también estoy en esa lucha incansable de hacer de mi hijo un hombre feliz y se q
    Me
    Equivoco mucho aun pero como bien dices es el
    Gran amor de mi vida y por ello cada día intento ser mejor mama en lo que yo pueda ayudarte aquí me tienes un fuerte abrazo mar

  6. Enhorabuena, amiga.
    Siempre has sido especial, por lo que es lógico que tengas un hijo tan especial y tan sensible como tú y que gracias a tí superará todos los obstáculos que se interpongan en su camino.
    Sigue adelante con este maravilloso viaje que has comenzado.
    Un fuerte beso para ambos y mucha fuerza.

  7. Felicidades Mila.
    Alguna de las cosas buenas que nos deja la vida es poder verbalizar y exteriorizar aquellos que nos ocupa y preocupa. No sólo lo plácido, también lo que a veces duele o nos desvela.
    Sacarlo, expresarlo, es una buena terapia no sólo para uno mismo, también para otros muchos que lo piensan, pero no lo dicen.
    Que des el paso es bueno para ti … y para otros. ¡Ánimo!

    • ¡Qué sorpresa encontrarte por aquí! Es lo que pretendo, aprovechar las armas que manejo: la palabra y el amor. Duele, cuesta verbalizar sentimientos, pero es la única manera que conozco para luchar por algo que creo más que justo, una educación heterogénea que respete los tiempos. Me he sentido muy sola y si así puedo ayudar a otros que se hayan sentido igual ya habrá valido la pena.

  8. Enhorabuena Mila! Te escribo mi admiración absoluta por ser capaz de desnudar algo tan intimo como el amor por vivir una aventura llena satisfacción, contradicciones, frustración y dudas. Los que hemos pasado por la vida de tú príncipe sabemos que por muchos barrotes que traten de poner el sistema educativo y la mentalidad anclada a la comodidad de “los objetivos y la media” de los profesores, tú príncipe encontrará un camino en el que esas iniciales (TDAH) no sean un impedimento, sino un incentivo. Yo lo hice.

  9. Enhorabuena, Mila!
    Me ha encantado el post y la idea de crear el blog. Te felicito por dar el paso, por ser valiente y compartir tu experiencia. Al expresarnos públicamente nos exponemos a la crítica y eso duele, si además hablas de algo personal y a veces incomprendido, pues doblemente valiente!
    Mi enhorabuena también por afrontar de cara los problemas, porque generalmente somos ágiles resolviendo cuentas ajenas pero ciegos con las nuestras. Te seguiré.

  10. Te lo he dicho en persona, por guasap, mail y etiqueta de rr.ss. Por tierra, mar y aire… que te admiro mucho. Pero no quiero desmontar tu primer post… no, y aunque no se mucho de TDAH; de estamentos medievales voy sobrada, sí y por ello te quiero alertar de que en tu premisa hay un fallo: Gon no es un príncipe… es un guerrero.

  11. Muchas felicidades Mila.
    De todo lo que he leído se desprende un amor incondicional por tu hijo, un profundo respeto y unas expectativas muy positivas. Con estos ingredientes, dificilmente, tu hijo llegará a fracasar. Seguro que se están forjando en él unos valores dignos de admiración. Y yo, personalmente, me quedo con eso.
    Mucho ánimo y encantada de conocerte!!!
    Un besico muy fuerte.

  12. Enhorabuena, Mila. Me ha emocionado leerte. Me ha emocionado que le hayas echado valor. Me ha emocionado que expreses con tanta claridad tus sentimientos. Me ha emocionado que hayas abierto este blog. Me ha emocionado la forma en la que nos cuentas quien eres. Me ha emocionado recordar mi propia vida, muy paralela a la tuya. Me ha reconfortado cómo nos remueves la conciencia a tantos que te queremos y te seguimos. Y me ha dado mucha envidia que hayas puesto en pie esta ventana. Algo que siempre he querido hacer y nunca lo he conseguido. No lo dejes, por favor. Te estaremos siguiendo.

    • Gracias a ti, que tú estés ahí, detrás de esta ventana, es muy importante para mi, no sería lo que soy hoy sin tu apoyo. Me abriste las puertas del periódico hace 25 años, confiaste en mi y todo lo que sé, en cierto modo, es obra tuya. Seguro que la vida nos vuelve a reunir en alguna trinchera. Os echo de menos.

  13. Hola Milagros, solo decirte que no te rindas en tu lucha, sólo las personas diferentes conseguirán ver y hacer las cosas de otra manera y para como están el panorama falta hace.
    Y no sólo simpatizo contigo porque fuera compañero de clase de tu hermano menor o por tu nombre divino, lo es también porque hoy día sigo indignado que no me quisieran en los colegios, ni público ni privado y que mis padres tuviesen que escuchar una y otra vez “su hijo es muy inteligente pero se distrae con una mosca o no muestra interés póngalo a trabajar”. Nadie se paró a pensar que igual la mosca tenía mas que enseñarme que esa clase a la que asistía. Y mas si todos se empeñan en que memorices un texto, una formula o cualquier otra cosa como si de un rebaño de ovejas se tratara aunque no entiendas lo que aprendes, eso da igual “tu estudia”.
    No digo que yo sea nada especial, simplemente algo diferente e incomprendido con la desventaja añadida de que mis padres fueran extranjeros recién afincados y que al principio lo hizo mas difícil aún, no solo porque no lo entendía todo bien, sino ademas por tener que soportar las burlas de mis compañeros a excepción de unos pocos. Para mi suerte, eso me hizo leer todo lo que pasara entre mis manos, incluido la parte de gramática que venía en el “Sopena” y que me permitía entender las cosas a mi ritmo aunque siga teniendo dudas y faltas.
    Desde pequeño me gustó la naturaleza, observarla, probarla y jugar con ella, mas tarde en el instituto, ya en 3ºB.U.P. me di cuenta que me fascinaba la geología y biología por un profesor que amaba su profesión. Pero para mi ya fue tarde, no tuve la suerte de saber lo que quería desde pequeño, algo que mis padres me hubiesen facilitado de haberlo sabido, así que lo único que quería era salir de esa jaula mental que es un colegio y trabajar para poder hacer lo que “quisiera”. Por eso igual en el colegio me juntaba con los “malos” o inconformistas entre los que también estaba tu hermano, un dibujante nato por cierto.
    Me alegro que consiguieras tu sueño, siempre he admirado a las personas que lo tienen tan claro y uno de los recuerdos de mí infancia que guardo de ti es que te ibas a Madrid a estudiar periodismo, me quito el sombrero. Y me lo quito 2 veces por alzar la voz contra de un sistema obsoleto e ineficiente que clasifica la diferencia como un defecto o enfermedad. Ya hace tiempo que en otros países han cambiado el modelo, y se han dado cuenta que si desde pequeños observamos lo que le interesa a nuestros hijos facilitándoselo y motivándolo, se consigue un adulto con una profesión que ama y a la que dedicará su vida sin estar constantemente mirando el reloj para huir a ese pequeño refugio de libre pensamiento llamado hogar y decir “casaaaaa…. aquí no podéis pillarme!”.
    Igual tienes que probar suerte en otro país que al fin y al cabo da igual pues todo se llama mundo y conectar con personas que compartan tu problema sin tener que recurrir a terapias y drogas. Me queda mandarte toda la energía positiva para que tu príncipe encuentre lo que le haga feliz que al fin y al cabo de eso se trata.
    Perdón me doy cuenta que mas que un comentario es una carta abierta como el corazón con el que tu escribes, en realidad no me importa que no se publique solo quería hacerte saber que no estas sola aunque sea solo en el pensamiento y el corazón.

    Besos y Fuerza!

    p.s. Perdón por las faltas y las comas mal puestas que seguro que las hay. Por cierto hoy Sábado 16 de Mayo salió un articulo en las 2 paginas (36-37) centrales de El Periodico con la experiencia de otra madre que esta sufriendo lo que tu y me pareció interesante.

  14. No te conozco Mila, aunque sí conozco a muchas madres de niños con TDAH y creo saber por lo que pasan antes, durante y después del diagnóstico. Yo voy a romper una lanza por los niños que tienen TDAH y por la banalización en que se ha convertido este diagnóstico, donde todo el mundo opina acerca de si existe o no existe, de si se debe o no tratar,… Lo que nadie dería dudar de que existe son los malos ratos que pasan los niños con TDAH (también hay muchos y muy buenos), la incomprensión que sufren los padres cuando en el colegio o en otros ámbitos se dice aquello de “otro más con TDAH”, o algunos profesores plantean “seguro que con el diagnóstico buscan los padres que les regalen el aprobado en vez de estudiar más” como si alguien que fuera ciego no tuviera derecho a que se le examine de modo oral…
    Creo que la visión de una madre podrá transmitir las alegrías y la desesperación que supone esta enfermedad en los niños, y ofrecer calidez y emoción en esta fría estadística de cuantos niños hay con TDAH, de si existe o no existe.
    Un abrazo y mucho ánimo

    • Hola Javier, gracias por tu aliento. Exactamente eso que escribes es lo que pretendo hacer, estoy harta de debates. Yo sé lo que tengo en casa y es un niño especial que no se comporta como el rebaño y como la sociedad quiere que se comporte. Por ello muchas veces no valoran lo que puede aportar al grupo.

  15. Hola, acabo de leer tu blog y no me puedo sentir más identificada. Mi rey, como lo llamo yo, también tiene 8 años y está repitiendo 2º de primaria, por lo mismo, “no cubre los objetivos”, su letra es mala, bla, bla, bla… Lo que pasa es que no lo entienden, nos dicen… Se distrae mucho, ¿en serio? ¿ya has leído qué significa déficit de atención?, las hemos pasado y estamos pasando fatal pero él nos da las fuerzas para luchar por lo que le pertenece, su imaginación, su bondadez, tan tierno… Su lucha constante nos guía a nosotros. Por lo menos hemos conseguido que la orientadora del colegio nos reconozca que han cometido errores desde el propio profesorado, ¡menos mal después de 2 años de lucha!, así que gracias de verdad, porque ya veo que mi hijo no es el único “incomprendido” en su mundo.

    • No sabes lo que me reconforta no sentirme sola, supongo que a ti te pasará igual. Tenéis suerte, por lo menos el colegio se ha dado cuenta. Yo llevo tres años financiando la ayuda a mi hijo, me estoy comiendo mis ahorros y tiemblo pensando en el futuro. El mío, de momento, va al colegio como un puro trámite, su autoestima no está muy alta y avanza gracias a mi esfuerzo y tesón. Si no le cambio de colegio es porque sería el segundo cambio después de tres años de adaptación. Además, qué colegio quiere a un niño con adaptación significativa? Esto es lo más parecido a una cárcel.

  16. Mila,
    recibido, leído, releído, sorprendido y admirado. Un ejercicio valiente de funambulismo vital. Me parece una valiente idea. Seguiré con atención esta ventanita al mundo que acabas de abrir.
    Muchos besos.
    JM

  17. Me ha encantado la redacción de tu escrito y lo que pone en ella.
    yo tengo un niño de 19 años diagnosticado tdha .. desde los 5 y llevo un sin parar y sin vivir desde pequeño, le esta costando mucho la relación con los de su edad y no sale mucho de casa solo con un amigo algunos días pero poco , se mete en su ordenador y su móvil y es feliz o al menos no necesita mas, feliz creo que no puede ser , pero se conforma con esto eso pienso yo, desde pequeño se apartaba de la gente,o aparte se sentía apartado , no lo se, quizá las dos cosas. Creo
    Yo quizá alguna vez creo que me sentía así de pequeña , esto nunca lo había expresado escrito en ningún sitio,claro que yo tengo una discapacidad auditiva y quizá fuera eso mi problema no detectado hasta los 10 años.Pero yo jugaba con los niños que quería.
    Creo que todos tenemos y somos capaces con nuestras capacidades de hacer lo que podemos y ser felices a nuestra manera, quizá eso la gente no lo comprenda en muchas ocasiones.
    Saludos

    • Gracias Rosa, todos tenemos capacidades y cuando alguna cojea otra se desarrolla para suplir esa falta. Tu príncipe tiene que luchar por no encerrarse, cuesta porque les resulta complicado. Fomenta la amistad que tiene con ese niño, aunque sea feliz con su ordenador yo creo que es importante trabajar la sociabilidad y el cociente emocional en todas las personas, sean TDAH o no.No lo dejes. Un beso

  18. ¡Muy buen post! Le felicito.

    Es muy buena perspectiva, la de una madre que escribe inspirada en su hijo con TDAH.

    Mi perspectiva es un tanto diferente, siendo un joven de 28 años diagnosticado TDAH. La gente suele escribir de los síntomas, pero hay otras cosas que se leen poco, lo que provoca esos síntomas; esa sensación de inquietud, que se siente no sólo en la escuela o en el trabajo. El TDAH afecta más que eso. La diferencia es que hay actividades que realizamos sin que lo que sentimos dentro aflore. Una sensación de inquietud inevitable, emociones incontrolables, la sensación de que vas por la vida en una montaña rusa, son algunas de la explicaciones que podría dar. Puedes estar tranquilo viendo una película interesante, sin embargo sientes una inquietud insoportable.

    • La verdad es que siempre he pensado qué pasará por esa cabecita y, aunque no quiero que el tiempo pasé muy rápido, tengo ganas de poder hablar con mi hijo adulto de esas cosas. Efectivamente una cabeza así es como una montaña rusa llega de emociones. He visto vídeos de como se siente un tdah y resulta increíble. Tú por lo menos puedes verbalizarlo y compartirlo. Eso es un gran paso. ¡Felicidades!

  19. Hola Milagros,
    Soy el afortunado padre de un TDAH. En mi caso es princesa y no principe.
    Me he encontrado con tu blog por casualidad (yo lo llamo Providencia), te he leido de un tirón y tengo que decirte que me he sentido cómplice desde la primera linea.
    En nuestro caso fue mi mujer la que estaba mosca con muchos comportamientos de la niña. Yo era el típico padre que decia eso de “solo es muy inquieta, ya se calmará” y por ello quizá nos retrasamos mas de lo debido en empezar a trabajar “de otra manera” con ella.
    Ahora tiene 12 años y creemos ver claros sintomas de mejora. Eso si, solo cuando su vida esta ordenada, en cuanto la sacamos del entorno “seguro” todo vuelve al caos.
    Por si les sirve a alguien, te cuento que los Reyes Magos le regalaron a nuestra princesa una tablet y le he instalado en ella algunas aplicaciones de aprendizaje (hay alguna realmente buena). Su capacidad para estudiar, como la de todos los TDAH es muy limitada…. cuando hablamos de libros, pero una tablet is diferente, les obliga a ineractuar continuamente y eso les mantiene atentos bastante mas tiempo. No es la panacea de nada y en cuanto nos descuidamos se descarga un juego… pero es otro camino mas que les ayudará a seguir aprendiendo.
    Que sepas que desde ya, soy un incondicional de tu blog.
    Gracias de corazon
    Santiago

    • Hola Santiago, me escriben tan pocos padres que es un lujo leerte. Por favor pásame esa aplicaciones. Te podrás imaginar que para estudiar ya he tirado la toalla y me he hecho a la idea de que de algún modo volveré a hacer la primaria. Pero todo lo que sea visual, les entra como el agua, así que se agradecen todas. Para geografía nos ha venido genial una web que se llama mapaflash. No falla una jugando con ella. Así que si puedes pásamelas. Te envío un correo privado.
      Muchas gracias. Mila

  20. Acabo de descubrir mi vida en un blog ajeno, cuantas angustia he pasado, ya con 13 años mi hijo es el niño ideal, ha habido alto, bajos y como no cuestas tan grandes que jamás pensaba que alcanzaría la meta, pues esa meta está casi conseguida, no quiero decir que se haya acabado, pero esa lucha forma parte de la vida de unos padres y desde luego aunque me he arrepentido en muchas ocasiones de palabras que he dicho, cosas que he hecho, no cambio ni un segundo de mi vida sin mi hijo, le doy gracias a Dios por haberlo puesto en ella y sé que nos queda otra montaña a la que subir( la adolescencia), pero estoy segura que como todas las anteriores llegaremos, la subiremos y después iremos a por la última( mi hijo quiere ser Psiquiatra), como no, si gracias a él es quien es y yo quien soy.

    • Por cierto se me ha olvidado decirte que gracias a mi hijo estoy estudiando Educación Social, la carrera casi acabada se la debo a él, por él empecé y por niños con NEE voy a seguir, merecen los padres y los niños personas preparadas que le muestren los caminos con más claridad.

    • Sabia que si me ponía a escribir el blog, me iba a encontrar con mucha gente en la misma situación, estamos demasiado dispersos y un rincón como este puede hacer que nos encontremos. Ese fue su inicio y ahora veo que estaba en lo cierto. Gracias por compartir tus vivencias Inma, gracias por se tan valiente y ponerte a estudiar una carrera tan bonita como lo es Educación Social, si yo tuviera tiempo creo que también me lanzaba a ello. ¡Cuantas cosas aprendemos con nuestros hijos! No sé quien educa a quien. Mi admiración. Besos

  21. Ya había leído una entrada hace tiempo y, me gustó.
    Me gustó porque está muy bien escrito y porque tenemos algo en común: un hijo que suele tener la mente a la altura de las nubes… 😉. Esta vez he dejado mi correo, así no me perderé ninguna entrada.
    Muchas gracias por compartir tus alegrías y sinsabores. Te leo…

  22. Buenos días! Te acabo de descubrir. Me dedico a la enseñanza (pública) desde hace casi 10 años y veo casos como los de tu hijo y tú con más frecuencia de lo que me gustaría. He vivido muy de cerca el sufrimiento de una madre, el desgaste físico, mental y emocional que supone hacerlo prácticamente sola…y esto es algo común. ¿Sola? Me pregunto si es “casualidad” o no, pero en todos los casos que conozco y me parece entrever que en el tuyo también es así, estáis solas. Separadas, o el padre ausente, o se fue del todo o nunca lo hubo físicamente. Me parece bastante llamativo y yo que además me formo como terapeuta indago y veo la repetición. Es algo digno de investigar, aunque ya te digo que puede ser que yo haya dado con todos los casos así y en algún otro haya también un padre amoroso y disponible para su hijo con tdh… No sé. Me inquieta. No sé si conoces la terapia de Constelaciones Familiares, a mí me ha ampliado mucho la visión y tanto como educadora como en mi vida fuera del cole, intento ver más allá de algo puramente físico. A veces tiene que ver con algo bastante emocional, como también la Bioneuroemoción ya está demostrando. Con esto quiero decir que hay caminos complementarios. Que en tu situación a mí también me sentaría mal estar medicando a mi hijo, pero me plantearía caminar un ratito por fuera del sendero, explorar a ver qué puede aportaros otro tipo de terapia que de más visión sobre un tema tan complejo. Un abrazo grande y mis mejores deseos para los dos, valientes!

    • Hola, mil gracias por tus palabras. La verdad es que he explorado caminos alternativos, pero al final cuando tomé una decisión, decidí confiar en su médico. Respecto a lo de la situación, conozco TDAH con padres y madres amorosos. En mi caso es una situación personal, tomé una decisión y soy consecuente con ella. El mundo de las emociones es interesantísimo, de hecho, presumo de tener un hijo con una inteligencia emocional altísima y me siento muy orgullosa porque sé que en parte soy responsable. Hablamos mucho, puede que porque ambos somos excesivamente sensibles y emocionales. Es lo que nos une y forman nuestros mejores momentos del día. Estoy totalmente de acuerdo contigo, pero si sigo investigando más me voy a volver loca. Soy periodista y eso de buscar información es terrible. Un beso grande y gracias por estar ahí.

  23. yo tengo un hijo con tdha e hiperactividad ..ahora tiene 16 años y para los mios ha sido una dura lucha y todavia lo es ..esta medicado desde los 6 años y como muchas madres me negaba..me han llegado tambien a decir de todo hasta mis amistades(que lo estaba drogando)pero creo firmemente en la medicación..es más cuando va medicado cambia radicalmente y es cuando lo puedes educar.Yo si creo y existe el tdha .tengo una hija y a ella pues no la medico (ya sabemos que las niñas casi no lo tienen)..he llorado mucho y lloro mucho y me preocupa mucho el futuro de mi hijo..y como muchos van al psicologo y toma su medicación
    El dia de mañana que haga lo que quiera supongo que no se la tomara pq no es consciente de su tratamiento.
    bueno no me enrollo mas que no acabaria..felicidades por el blog

    • Acabo de leer una entrada que me pone verde por el tratamiento y por las cosas a las que someto a mi hijo, así que tu comentario es un bálsamo de paz ahora mismo y un gran aliento para seguir en el camino. No puedo negar el dolor que me llega al corazón cuando me dicen esas cosas, sobre todo, porque: ¿por qué no van a tener razón? Puedo estar equivocada. Es una de mis mayores pesadillas. En fin que mil gracias. Ver el futuro me reafirma, a pesar de las dudas. Un beso.

  24. Milagros, me encuentro por primera vez leyendo tu blog y debo decir que lo hago con lágrimas en los ojos, gracias por plasmar el sentimiento de una madre con un hermoso y trabajoso PRINCIPE como el tuyo y el mío. Muchas gracias, saludos desde México

  25. Buenas noches Mila
    Escribo desde Bogotá Colombia, agradezco infinitamente el que compartieras con el mundo tu experiencia, la cual no fue, es y será fácil, aunque si ya un poco más llevadera.
    Soy estudiante de psicología en la universidad Politécnico Gran Colombiano, en este momento estoy estudiando con un grupo de trabajo el tema TDA; lo que trajo a que una de mis compañeras te encontrara, me tomo el atrevimiento de escribir para pedirte un enorme favor, si fueras tan amable, que me respondieras una breve encuesta, la cual nos serviría para completar el estudio de un TDAH, y con esto tener más claro, cuales son las posibles causas, conductas, síntomas, actitudes, como poder determinar y ayudar no solo a él “la” niño “a”, sino también a las personas que lo “a” rodean, pues entendemos que es un problema para toda la familia, y que se debe trabajar con todos en conjunto para salir delante de una manera apropiada.
    Agradezco tu colaboración.

Deja un comentario